//
tú estás leyendo...
Política

Se confirma que hay petróleo en el ingenio La Esperanza

Petróleo*Este es uno de los datos que figuraría en el estudio de la consultora Bruno Savignano y Asociados 

*La concesión de áreas de explotación podría colisionar con intereses ambientales y aborígenes 


¿Podría afirmarse con algún grado de certeza que hay áreas hidrocarburíferas en alguna parte de las 70.000 hectáreas que posee el ingenio La Esperanza? Sin dudas.

Esta aseveración no es antojadiza, sino que se basa en una ronda de consultas realizadas por este medio a técnicos, ingenieros y, en algunos casos, políticos de nuestra provincia, quienes coinciden en que hay yacimientos de petróleo a lo largo, ancho y bajo de prácticamente toda la superficie jujeña. Y no solo que hay petróleo, sino que “la calidad de los recursos es indiscutible”, como en su momento lo afirmara Eul Soo Kim, el presidente de Petro Terra.

Además, el dato de que La Esperanza es una zona rica en hidrocarburos figuraría de manera contundente en los estudios que la consultora Bruno Savignano y Asociados realizó para el Gobierno de la Provincia de Jujuy. Esa entidad sistematizó durante seis meses la información hidrocarburífera para elaborar con ella el pliego de bases y condiciones para la explotación petrolífera.

Aunque existe un “pacto de silencio” sobre el contenido de ese estudio –que algunas empresas petroleras están intentando perforar infructuosamente- trascendieron algunos datos interesantes que estarán incluidos en los pliegos, cuyo costo, según se advierte, será de “varios miles de dólares”.

En tal sentido, a poco más de 15 kilómetros de las instalaciones del ingenio La Esperanza (San Pedro), cruzando el Río Lavayén, se encuentra el denominado Bloque Santa Bárbara Este CON-10, sobre las sierras de Santa Bárbara, en la zona de Santa Clara y el Arroyo Colorado, con yacimientos de petróleo y gas.

Aparte de lo revelador del dato anterior, uno de los principales fundamentos para afirmar que en La Esperanza hay petróleo es que el área del ingenio se encuentra en las Sierras Subandinas, donde está ubicada la denominada Cuenca Cretácica, que incluye a la zona CON-3 de Caimancito (60,6 km²), donde actualmente la UTE Petróleos Sudamericanos S.A. y NECON S.A. explotan 11 pozos de producción secundaria de los 34 pozos existentes.

La Cuenca Cretácica abarca las provincias de Salta, Jujuy, Formosa y Tucumán, rebasando los límites prospectivos hacia los países limítrofes de Bolivia, Chile y Paraguay.

En 1.997 se descubrió el campo gasífero de Valle Morado, Salta (1,5 millones de m3 de gas y 200 m3 de condensado por día), que convierte a la Cuenca Cretácica en un promisorio modelo prospectivo no sólo petrolífero sino también, ahora, gasífero.

Valle Morado se ubica a unos 20 km al norte de Caimancito, dentro del bloque de explotación del Río Colorado, común a ambas provincias, donde opera la compañía Shell.

La Cuenca Cretácica se encuentra extensamente representada en casi todo el territorio de la provincia de Jujuy, donde se ubican áreas vacantes de exploración ofrecidas desde 1986 (Plan Houston) y desde 1991 (Plan Argentina). Allí operaron varias compañías exploradoras (entre otras, Texaco y Union Pacific).

Se sabe que el gobernador Walter Basilio Barrionuevo ya tiene en sus manos esa información técnica para convocar en lo inmediato a licitación internacional de las áreas hidrocarburíferas que, según pudo saberse, son un total de 14, pero sólo 12 áreas serán licitadas. Esto es así porque dos grandes áreas hidrocarburíferas de la provincia se encuentran en el Parque Nacional Calilegua y en la Laguna de Pozuelos, ambas emplazadas en zona de reserva de biosfera. Para evitar posibles cuestionamientos ambientales y aborígenes, se las excluirá del concurso.

Aparte de las reservas petrolíferas que existen en el Parque Calilegua y en Pozuelos, las hay también en Santa Catalina, en Rinconada y en Susques, abarcando prácticamente todo el mapa provincial. Existen, además, las áreas de alto riesgo exploratorio CON-14 Abra Pampa (petróleo y gas), CON-15 Bloque Aguilar (petróleo y gas), CON-19 Bloque Susques (petróleo y gas), además de otras como el Bloque La Brea CON-9 (Santa Bárbara) y el Bloque Río Colorado CON-4, ambos con petróleo y gas. 

Servidumbre y lucro cesante 

En ediciones anteriores, se mencionó la posibilidad de que la venta del ingenio constituya un fabuloso negocio inmobiliario. De hecho, lo es si se tiene en cuenta que las 72.000 hectáreas que posee La Esperanza son las pocas cultivables que quedan en la provincia. Pero como también bajo sus tierras existirían yacimientos de hidrocarburos y de minerales, esto implica una valorización de esos territorios, sobre todo si se considera que el ingenio se encuentra actualmente en proceso licitatorio y que la concesión de las áreas hidrocarburíferas puede ser realizada antes, durante o después de la venta del complejo azucarero.

Las autoridades provinciales ya están analizando la idea de que las nuevas petroleras que se instalen en Jujuy para explorar y explotar estos recursos, deberán pagarle al propietario de la tierra donde se hagan las perforaciones, el correspondiente derecho de servidumbre (permiso para entrar en un predio ajeno colindante), porque, vale recordar, el propietario privado es dueño de la superficie, no de lo que hay debajo de ésta.

Además, se estudia la posibilidad de tener que utilizar la figura de lucro cesante si la explotación de petróleo o gas necesariamente tornare inservible, por ejemplo, un área sembrada con caña de azúcar. En tal caso, se deberá pagar el lucro cesante al propietario de esa finca.

Sea como fuere, el dueño de tierras donde haya hidrocarburos –aunque no explote el yacimiento por sí mismo- podrá reclamar el pago de sumas de dinero por los mencionados conceptos.

Se desconoce si los potenciales oferentes del ingenio La Esperanza están al tanto de estos detalles, aunque desde hace varios meses se habla de la cuestión hidrocarburífera como detonante del interés que ha despertado la fábrica azucarera. Algunos atribuyeron la fascinación de Emepa por el ingenio a ese mismo motivo, ya que la empresa de Gabriel Romero se especializa, entre otras actividades, en la fabricación de tanques subterráneos de combustible, negocio que nació a partir de un proyecto especialmente diseñado para la petrolera multinacional REPSOL YPF. 

No es ni será fácil 

Sin embargo, no es asunto fácil iniciar una actividad petrolera de la noche a la mañana. La Ley de Hidrocarburos exige, entre otros rígidos requisitos, que una empresa debe manifestar y demostrar un patrimonio millonario para ser beneficiada con una concesión hidrocarburífera, ya que el petróleo requiere de inversiones altísimas.

Según algunas versiones, el supuesto incumplimiento de ese y otros trámites sería una de las trabas actuales para que la compañía coreana Petro Terra logre iniciar sus actividades de explotación en el área de La Brea, ubicada a 500 metros de la Ruta Provincial N° 1, al norte del departamento Santa Bárbara y a 125 kilómetros de San Salvador de Jujuy.

Se comenta que las reservas recuperables (probadas y probables) de La Brea, fueron auditadas en 42,2 millones de metros cúbicos.

En tanto, el llamado “El oculto 1001”, ubicado a 3 kilómetros de La Brea, también iba a ser explotado por Petro Terra, presidida por Eul Soo Kim, un ingeniero petrolero doctorado en Texas, Estados Unidos.

Cabe recordar que esa empresa, que posee explotaciones en Salta, le compró la concesión a la firma EPP Petróleos SA, acción autorizada por la Ley 17.319 de Hidrocarburos, la que dispone que los permisos y concesiones pueden ser cedidos, previa autorización del Poder Ejecutivo Nacional. Los que habrían autorizado esta cesión de la explotación de La Brea serían el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, y el ministro de Planificación, Julio de Vido.

Hasta ahora, no le habría sido fácil a la empresa coreana comenzar a explotar los pozos, de 1.600 metros de profundidad, a pesar de los anuncios del ministro de Producción, Hugo Tobchi, quien oportunamente presentó en sociedad a la compañía asiática e informó que por cada pozo petrolero de La Brea (cegados hace más de 20 años) Petro Terra iba a invertir 30 millones de dólares. También Tobchi había dicho que la reapertura de ese pozo potenciaría la infraestructura de caminos, comunicaciones y el empleo de mano de obra directa de la zona.  Hasta dijo que instalarían Internet. Nada de ello ocurrió. Es que la empresa coreana no habría cumplido con ciertos trámites y todavía debe aguardar una serie de inspecciones que determinarán si puede o no explotar el yacimiento. 

Los otros frentes de tormenta 

Se espera que la explotación hidrocarburífera levante resistencia de grupos ambientalistas, apenas éstos adviertan algún peligro contra la naturaleza y el ser humano. Pero hay otros datos concretos que señalan que, al ser Jujuy una provincia de escasa superficie y con muchas reservas naturales, los intentos de abrir paso a la industria petrolera chocarían con una mole de “peros”.

Por ejemplo, no es novedad que la Quebrada de Humahuaca es Patrimonio de la Humanidad ni que en las Yungas hay una reserva de biosfera, o que existe un sitio RAMSAR en la Laguna de Vilama. O, por ejemplo, que hay una reserva provincial en Las Lancitas y otra llamada Alto Andina de la Chinchilla, así también como la reserva de Fauna Olaroz Cauchari o el Parque Provincial Potrero de Yala. Ello, sin contar la reserva de biosfera Laguna de Pozuelos, declarada Monumento Natural, y el Parque Nacional Calilegua, estas dos últimas excluidas de la licitación.

Según los datos que se desprenderían del estudio de Bruno Savignano y Asociados, hay áreas hidrocarburíferas en Jujuy que llegan a los 3.000 km2, donde se podrían activar muchos pozos de petróleo, pero probablemente tocarían zonas sensibles, tanto ambiental como socialmente. Savignano es una consultora que contrató el CFI, a través de su representante en Jujuy: Hugo Tobchi. El costo de estos estudios es igual de desconocido que el resultado del informe.

Un ejemplo del aludido choque de intereses es lo que ocurre con la UTE Petróleos Argentinos SA (del grupo español Fierro) y NECON SA (de capitales argentinos) que en 1.992 ganó una concesión por 25 años y explota Caimancito. En esa área hay 34 pozos perforados (petróleo y gas), pero sólo 11 en explotación. Es verdad que algunos son pozos viejos, pero la mayoría de los que no están en producción se encuentran dentro de los límites del Parque Calilegua.

Se recordará que en julio del año pasado, por la rotura de un caño, se produjo un derrame de unos 50.000 litros de petróleo que recorrieron siete kilómetros a lo largo del cauce del arroyo Sauzalito, afluente del Río San Francisco. Aunque la empresa y las autoridades dijeron que el daño ambiental estuvo controlado, los ambientalistas afirmaron que se produjo un perjuicio irreversible en el ecosistema.

Por ello, será vital el funcionamiento de la Unidad Ambiental de la Provincia, encargada de asumir el control de este tipo de proyectos.

Asimismo, se espera que las comunidades aborígenes no se quedarán de brazos cruzados y la aparición de la “fiebre” petrolera dará nuevos ímpetus a las luchas por las tierras, a caballo de premisas ambientales y, por supuesto, del reclamado derecho constitucional a la posesión.

Por lo tanto, no es ningún absurdo inferir que tanto el tema de la venta del ingenio La Esperanza como el de la concesión de áreas hidrocarburíferas, son dos proyectos económicos estrechamente vinculados, sino los de mayor envergadura que hoy encara el Gobierno local y que deberían ser resueltos en un marco de legalidad, transparencia y desarrollo para la provincia en su conjunto. 

Fuente: LEA

About these ads

Acerca de Prensa Jujuy

“La libertad de expresión lleva consigo cierta libertad para escuchar” (Bob Marley)

Comentarios

2 comentarios en “Se confirma que hay petróleo en el ingenio La Esperanza

  1. Este es el sitio recomendado para todos los amigos y amigas de Chicoana y de El Carril, provincia de Salta.

    Un sitio joven que intenta el cambio de mentalidad de todos los chicoanistas en pos del adelanto de la zona y del bienestar general.

    Apoyen este sitio que es http://www.chicoana.ar.vg o http://chicoana2020.wordpress.com con cualquiera de estas direcciones ya entras y podes dejar tus mensajes y sumarte al proyecto de CHICOANA 2020 O AL DE CIBERCAMPAÑA.

    Chau a todos

    Me gusta

    Publicado por Adrian | 11/08/2008, 20:43

Trackbacks/Pingbacks

  1. Pingback: Los números de 2010 « Prensa Jujuy - 02/01/2011

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 4.579 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: