Yala: comisionado Vargas Durán cobra $20.000 y vocales opositores $1.000

PRECARIZADO. Recibo de sueldo del vocal socialista Santiago Tizón.
PRECARIZADO. Recibo de sueldo del vocal socialista Santiago Tizón.

El vocal de la Comisión Municipal de Yala, Santiago Tizón (Frente Jujeño/PS)  abogó por la recuperación de la institucionalidad en el órgano que integra y señaló la necesidad de que se restablezcan condiciones mínimas que hagan posible el funcionamiento de la Comisión y la deliberación parlamentaria.

Señaló Tizón que existen diversos factores que hoy amenazan esa posibilidad. Por un lado una práctica naturalizada por el jefe comunal, Facundo Vargas Durán, “de gobernar sin el resto de la Comisión Municipal, estableciendo una cultura del secretismo que imposibilita el acceso a información pública y reduce la eficacia del control que es uno de los roles de los vocales”.

Pero además observó que existe una situación de avasallamiento del comisionado de Yala hacia las minorías parlamentarias, “a quienes se las ha sometido a situaciones de desigualdad, que se materializan inclusive en sus salarios”.

Precisó Tizón que junto a la vocal de Primero Jujuy perciben un salario mensual del orden de los 1.100 pesos, mientras que la vocal del oficialismo (Mariela Ríos) percibe un 35 % por arriba de ese monto, en concepto de un adicional arbitrario. Por su parte, el comisionado Vargas Durán tiene un sueldo de 5.500 pesos, que se completa con un monto estimado entre 15 mil y 20 mil pesos en concepto de viáticos, lo cual está prohibido por la Ley Orgánica de Municipios. De esta manera se produce una situación de inequidad entre los vocales que cumplen la misma función y una enorme brecha respecto del comisionado”.

“Hay que señalar que si bien Yala es la comisión municipal más grande de la provincia –siendo la única de primera categoría- el salario del vocal Santiago Tizón es el más bajo de entre todos los vocales de las Comisiones Municipales de la provincia distribuidas en el territorio provincial.

Esta discriminación se pretende usar como un método de persecución política a los disidentes. Lo que resulta más sorpresivo es que el salario de los vocales opositores es el sueldo más bajo de todo el Municipio siendo inferior al que percibe un empleado  municipal, sea contratado, jornalizado y/o de planta permanente”, afirmó el vocal.

Interpretó Tizón que esta desigualdad de trato salarial constituye “un mecanismo de disciplinamiento para sojuzgar en particular a los vocales de la oposición a quienes se pretende afectar con una remuneración irrisoria y también con la negativa a brindarles un espacio físico para el desarrollo de su labor, con el argumento de falta de recursos”.

“Lo que de verdad sucede es una falta de respeto a la institucionalidad de Yala por parte de un Comisionado cuyo estilo de gestión, además de contrariar las obligaciones derivadas del régimen democrático y republicano, instaló una cultura de desvalorización de la función de la Comisión Municipal y un gobierno absolutista que pretende prescindir de las autoridades que son el resultado de la decisión popular expresada en los comicios”, agregó Santiago Tizón

Recordó que “desde hace 10 años, el jefe comunal no rinde cuentas del manejo presupuestario, justificándose en que desde hace también más de una década no sesiona la comisión municipal por problemas políticos que lo tiene a Vargas Durán como principal responsable.

“Se trata de un gobierno sin control, que administra en la más absoluta oscuridad, con una discrecionalidad y un autoritarismo que agravia la democracias”, agregó Tizón y resaltó que a esto debe añadirse “el manejo arbitrario de recursos que realiza el comisionado, para quien no existen los controles que son connaturales a las instituciones”. Observó además que Vargas “confunde lo que es patrimonio público y privado, cree que puede manejar los recursos como si fueran propios, un rasgo que ratifica su falta de comprensión de la naturaleza el cuerpo que está gobernando”.

Finalmente, Tizón refirió que frente al estilo de gestión enraizado en Yala, se efectuaron algunas presentaciones judiciales, entre otras un recurso de amparo por la negativa a brindarles a los vocales de la oposición un lugar físico en la comisión municipal. Pero además también Tizón promovió un amparo por denegación de información pública, como lo señala la Ley 4444. Tizón habría requerido a través de un pedido de acceso a la información, datos sobre los pase a planta permanente que Vargas Durán efectuó el año pasado, sin que el tema haya sido tratado en la Comisión y sin que mediara ordenanza alguna.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s